viernes, 16 de diciembre de 2016

¿Baterías o altavoces? Ambas cosas en una bici eléctrica con mucho diseño

fuente: xataka.com


Debo reconocerlo, soy un enamorado de las bicicletas de diseño, y ahora que están empezando a aparecer empresas que se dedican a ponerles motores eléctricos, la cosa está cogiendo un nivel bastante bueno. No voy a entrar a debatir si son bicis o motos, para mi si tiene pedales y la puedo mover con mis piernas, casi que prefiero meterlas en el primer saco.

Hace no mucho os enseñé las preciosas bicis de Bunditz, elegantes y eléctricas, con un precio demasiado alto para el gran público, pero ahí están creando un mercado que cada vez es más interesante. Otro buen ejemplo lo encontramos en los eslovenos Noordung, que nos traen una propuesta muy parecida, basada en calidad, diseño, y algunas ideas propias alrededor de la tecnología propia que seguro vemos replicar pronto por otros.

Al margen de su capacidad, aspecto, o precio, quiero empezar por explicar qué la hace diferente, y no es otra cosa que su particular batería, colocada encima del tubo superior. Tiene un diseño especial, como si de un depósito de combustible se tratara, y se puede desmontar sin problemas del resto del conjunto. De hecho la idea es que la llevemos encima - se llama Boombox - para cargarla, o para evitar robos.

Eso que veis es una batería con altavoces integrados, la podemos llevar con un asa de piel. Su asistencia nos permite llegar a los 30 kilómetros sin cansarnos.

Lo siguiente interesante es que esa batería es ademas un sistema de carga para otros gadgets, y por si no fuera poco, han decidido meterle un altavoz para que podamos escuchar música a través de ellos. Como podéis intuir, con una carga completa tenemos para más de 100 horas de música, controlada desde un dispositivo móvil.

Angel Edition es el nombre del modelo, y es un producto completamente artesanal, y eso es algo que se va a notar en el precio - cerca de 10.000 euros -, más parecido al de uno moto de gran cilindrada. Pero aquí el motorcito es de 200W y únicamente nos deja hacer 30 kilómetros con él y las baterías.

Es ligera y mira por el medio ambiente

Entrando en detalles más específicos hay que decir que Angel Edition tiene un cuadro de fibra de carbono. Han conseguido que la bici pese únicamente 15,6 kilos, que es muy poco en un modelo eléctrico: la batería pesa 2,7 kilos, si se la quitamos, es una bici bastante decente en peso.



En cuanto a la Boombox hay que comentar que sus dos altavoces están diseñados para lanzar el sonido hacia el ciclista, para intentar molestar lo mínimo posible al entorno. También hay que comentar que lleva un sistema de sensores para medir la calidad del aire, además de decirnos las rutas más limpias en nuestro camino.

Ahora mismo hay fabricadas 15 unidades, en fase de prototipo con los que poder conseguir retroalimentación y mejoras, pero a un paso de buscar inversores y empezar a vender las primeras unidades a 9.670 euros. Os dejo con una galería de imágenes para que la conozcáis mejor: